6/1/10

Qué hablen de mí, aunque séa mal.

Lo decía Oscar Wilde, un especialista en eso de poner nerviosa a la sociedad bienpensante de su época. Ahora, los que se estan poniendo algo nerviosillos son algun@s entes de ambos lados del espectro ideológico de Alcorcón.

Un@s por la posibilidad de que regeneren su partido y se puedan ver fuera de la poltrona que les da una gran remuneración a cambio de su nulo trabajo. Otr@s por el miedo escénico a perder el poder que tanto les gusta. ¿Y cómo escenifican ese miedo? Pues como lo hacen los mediocres sin argumentos, es decir, inventando tonterias, difamando, injuriando y hablando cosas sin sentido de alguien. Eso sí, desde el anonimato.

Pero como decía Oscar Wilde lo importante es que se hable, aunque sea mal. Significa que no voy mal encaminado, que el trabajo es efectivo y que algo se está haciando bien.

Que sigan hablando.

2 comentarios:

Pedro García dijo...

Amigo Pedro:

He visto algo de esto que comentas en otro Blog, y por lo que expone un ilustre Anónimo, hay que entender que te hace culpable de todos los males que tiene la política municipal Alcorconera.
Pero no te preocupes, tú sigue así, denunciando con valentía todas las cosas que son una porquería y que hay que arreglar aunque sea solamente por dignidad.

Un abrazo y adelante, sigue así.

Anónimo dijo...

Querido Pedro.
Decía un clásico, que se puede descubrir a un verdadero genio por una simple premisa: "Todos los necios se conjuran contra él".
Para mi, tú eres un genio, porque con tus humildes medios has demostrado que si se tienen ganas, se puede trabajar.
Por otra parte, considero que Alcorcón anda plagado de muchos necios, desgraciadamente, ocupando puestos de responsabilidad, ó al menos de presunta "representatividad".
Si alguno de estos necios se preocupara más de hacer su trabajo, que lo cobra y bien, y conectar con los votantes, a lo mejor recibían menos críticas por tu parte. Al contrario, entiendo que recibirían tu apoyo incondicional.
Pero para eso, aparte de no ser necio, se debe tener nobleza. Y estos necios, además, tienen mala baba.
Lo dicho amigo Pedro. Tú sigue así, que vas bien.
Los demás, a cobrar el año y medio que les queda...
... y a matarse entre ellos, que es para lo que valen.