22/1/10

Otro extraño expediente X en Alcorcón.


Érasa una vez una Avenida de Alcorcón en la cúal se lleva más de dos años de obras.
Dichas obras han sufridos varios cambios, reconstruyendo en varias ocasiones las mismas obras.

Tras estos más de dos años, cuando ya incluso estaban colocados los bordillos, quitando aparcamiento en la vía pública, como de costumbre en Cascallana, aparecen, cual setas, unas farolas colocadas en la parte exterior de lo que se supone será la gigantesca acera. Es decir, en la carretera.

Debe ser que la nieve, esa que colapsó Alcorcón durante dos días, nos dejó este regalo. En el campo, setas. En Alcorcón farolas.

¿Volverá Cascallana a destruir lo ya construido para seguir agrandando la gigante acera?¿Qué motivos llevan a colocar farolas en el sitio que véis en la imágen? ¿Será otro expediente X?

Pasen y véán. El circo está instaurado en Alcorcón. Cada vez que se transita por Alcorcón siente uno esa angustiosa sensación que se experimenta en las pesadillas inacabables. En Alcorcón pasan cosas sobrenaturales.

Digo sobrenatural, porque en la lógica racional de las cosas no hay manera de explicar estos fenómenos incomprensibles.

Mulder y Scully tendrían trabajo en Alcorcón mientras que Cascallana esté al frente del Ayuntamiento.





¡¡CASCALLANA VETE YA!!

3 comentarios:

Pedro García dijo...

Hola Pedro:

Mucho me temo que este expediente X
de nuestro querido pueblo de Alcorcón,
y a pesar de los años que ya han pasado
no lo podrá ya resolver ni dios,
pues son tanto los cambios que nos han mareado
y tan solo queda una drástica solución
que los responsables presenten la DIMISIÓN.

Pero esas farolas mágicas que ante mis ojos son
pueden traernos algo de luz
y que al fin el pueblo de se ya cuenta
de esta irracional y preocupante situación.

TAZ dijo...

El que tendría que trabajar es el juez, metiendo a ese hombre en un psiquiátrico

Alcorconoide dijo...

Dos años no es nada. La calle Cid junto al ayuntamiento lleva más de cuatro años cerrada. Es un pozo de insalubridad ya que es el lugar donde se almacena el material de ese horror interminable que es el nuevo ayuntamiento. Mi hija y yo vimos una enorme rata muerta hace un par de años. Así que hay vecinos que dan de comer a gatos para que mantengan limpia la zona de ratas.
Invito a vosotros blogueros a que pAséis por la calle y alucinéis vosotros mismos.