29/1/09

¿Tiene futuro el CDS en Alcorcón?


Voy es escribir este artículo para analizar, por encima, el futuro del CDS en Alcorcón. Lo haré una sóla vez. Pero será únicamente una vez. No creo que sean necesarias más veces dado el peso político que este partido tiene y tendrá en Alcorcón.

Las elecciones son juegos de suma cero: lo que gana un partido lo pierde otro. Las "nuevas organizaciones" sólo pueden consolidarse a expensas de las ya establecidas. El crecimiento de un partido siempre implica el debilitamiento de al menos uno de sus adversarios. Más aún, muchos "partidos nuevos" enfocan sus baterías a la clientela electoral de partidos pequeños ya establecidos.

De nuevo, otra opción política más en Alcorcón, enquistada en los estereotípos políticos de décadas ya pasadas, sin mirar que, el futuro político, pasa por un paso más allá de las ideologías de siempre, que lastran y arrastran a la sociedad a un retroceso democrático y social. He reiterado, y reitero, que los partidos con ideologías de antaño hicieron su función, pero que su tiempo ya ha pasado. Más aún en el caso que nos atañe, como es el CDS.

Este análisis está enfocado en una perpectiva política de las tradicionales. De las de siempre. De las enquistadas. De las que debemos superar.

Para comenzar con el CDS, destaco que el centro político como tal,no existe. Voy a ir más allá: voy a defender la idea de que no hay centro.

Primera observación: tanto “izquierda” como “derecha” son términos relativos. No se es “de izquierda” o “de derecha”, sino que en un sistema político uno se ubica a la izquierda o a la derecha de los demás actores.

Segunda observación: Este posicionamiento puede cambiar con el tiempo: los burgueses liberales de la Revolución Francesa pasaron de la izquierda a la derecha cuando casi simultáneamente desapareció la facción monárquica por la derecha, y aparecieron los movimientos socialistas a la izquierda. La posición real de los liberales cambió poco, es la presencia o ausencia de los demás actores lo que motivó su “salto” a la derecha.

Tercera observación: Las categorías “izquierda” y “derecha” son fluctuantes y etéreas. Sus miembros no son homogéneos entre si, y pueden cambiar con el tiempo.

A principios de siglo XXI, en las democracias occidentales (dejémos el término “occidente” para otro debate), un burdo pantallazo de las ideas de los colectivos “izquierda” y “derecha” podría resultar así:

En la izquierda están algunas ideas tradicionalmente asociadas con la política de izquierda, pero que no tiene por que ser así. La más importante es la igualdad: no hay ningún movimiento de izquierda, centroizquierda, progresista, etc. que no se reivindique como igualitario en algún sentido. La derecha es más complicada: por un lado, están las ideas del liberalismo económico. Por el otro, el conservadurismo social (el peso de la religión y la tradición en la vida cotidiana, por ejemplo).

¿Y en el medio? Las tres ideas políticas liberales por excelencia: Libertad, Democracia y Tolerancia. ¿Significa esto que el liberalismo es “de centro”? No, para nada. Lo que significa es que hay personas tanto de izquierda como de derecha que reivindican las ideas del liberalismo político como base del sistema democrático. Son compartidas por casi todo el espectro político.

A lo mejor me equivoco, pero el centro no tiene ideas autónomas. Desde el punto de vista de la política de antaño,se puede ser de “centroizquierda” (políticamente liberal, económicamente colectivista) o de “centroderecha” (política y económicamente liberal), pero uno termina decantando hacia un lado o hacia el otro. Siempre. Siguiendo el “criterio revolucionario”, el “centrista” que no hace nada por cambiar la relación de poder dentro de la sociedad es de derecha, porque está tácitamente apoyando al sistema imperante.

Por supuesto que el eje izquierda-derecha es una simplificación extrema, pero también lo son muchas cosas. Lo importante es que pese a todos los pronósticos, el eje se sigue usando en discusiones serias y coloquiales. Por eso hace falta estudiarlo. Y por eso hace falta desmentir la existencia del centro. Si Ustedes del CDS son de derechas, me parece bien, pero salgan del armario.

Esta argumentación junto con otros criterios, deben hacer reflexionar a todo el mundo, sobre la necesidad de dar ese paso adelante en la política. Tenemos, mejor dicho, debemos avanzar ideológicamente, y ser consecuentes con la idea de que, tanto en izquierda como en derecha existen ideas y fundamentos defendibles, y no son malas simplemente por el estar posicionadas en un lado o en otro.

Pero necesitamos esa nueva forma de hacer política, una política del siglo XXI, donde la ideología de siglos pasados, incluidas sus formas, queden apartadas de una vez por todas, ya que desvirtúan las necesidades políticas y sociales de todos nosotros.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

"¿Tiene futuro el UPD en Alcorcón?"

Anónimo dijo...

Dicen que UPyD obtuvo 3.465 votos en Alcorcón. También dicen que cada día tienen más afiliados. Y que las encuestas les dan más votos en las próximas.
También dicen que son fascistas porque están todo el tiempo con eso de España y más cosas de derechas de esas. Los de derechas dicen que cuidado, que son más bién rojos.
Yo no se, como siempre o me quedaré en casa o si hace bueno igual tiro una moneda al aire y votaré a los de siempre, que más vale malo conocido ...
No pretenderán a estas alturas cambiar las cosas.

Anónimo dijo...

pos segun las encuenstas la gente quiere cambio y mi voto lo tendran aunque como he dicho otras veces en alcorcon si no es por pedro estos estarian muertos.

Pedro dijo...

El futuro de UPyD en Alcorcón será el futuro que decidan los vecinos. Ni más más, ni más menos.