21/10/08

El error de la uniformidad en políticas municipales.

Los municipios en general tienen necesidades y carencias diferenciadas unos de otros, en infraestructuras, en educación, en seguridad, en el comercio y en cada una de las actuaciones de la gestión pública.

Sin embargo, existe cierta obstinación en aplicar políticas uniformes o en copiar lo que otros municipios han experimentado y aplicarlo sin necesidad en el Municipio de al lado, con lo cual hay zonas sobre todo en áreas metropolitanas donde la función del Alcalde consiste en recibir el catalogo de actuaciones municipales enviado por la Comunidad u organismo al caso, y ejecutarlo en base a una política ciudadana común, al modo de una central de compras de una gran empresa.

Esto supone que las políticas en la mayoría de los casos no atienden a necesidades reales del Municipio ni a un diseño particular, responden a unas macropoliticas de partido o de concentración de poder, cada vez mas alejadas del ciudadano.

No es extraño ver cuando pasas de un Municipio a otro, un poco de lo mismo y lo que era una pseudo solución en un pueblo lo exportan a otro como la solución soñada, generando rechazos y desilusión en una ciudadanía ya desorientada.

Quizás la única ventaja a este uniformidad política sea la de perpetuar a unos gestores sin capacidad de aportar soluciones y la comodidad de la copia frente al esfuerzo y riesgo de soluciones imaginativas.

No hay comentarios: